blog

06
Feb

El silicón de la copa menstrual

En la historia de la copa menstrual hemos mencionado cómo los materiales han venido cambiando desde sus primeras marcas. Puesto que actualmente el material que se emplea de manera predominante es el silicón de grado quirúrgico, también llamado silicona, queremos ofrecerte información acerca de sus propiedades.

El silicón en su composición química es un polímero inorgánico. Esto significa que es una conjunto de moléculas, en este caso de moléculas relacionadas con el silicio-carbono y silicio-oxigeno. El producto primario del silicón es el sílice, que se encuentra en la arena de mar y en algunas rocas. Su desarrollo como material quirúrgico deviene de compuestos químicos antecesores para la impermeabilización y lubricación de accesorios y tecnologías para artefactos militares. En un inicio, se recurrió a este material buscando alternativas al caucho; más tarde sería para evitar uso del plástico. La investigación permitió el desarrollo de nuevos compuestos adaptables a diferentes productos en múltiples ramos del ámbito industrial, incluyendo la industria farmacéutica y de material quirúrgico, por sus propiedades inertes, impermeables y durables.

El silicón está disponible en diferentes grados o clasificaciones que van del grado fluido a las resinas, pasando por clasificaciones gaseosas, de aceites y de gomas.

La silicona tiene propiedades sólidas, maleables, flexibles y antiadherentes. Tiene el grado de elastómero, que es el que aplica para juntas y sellados, cables, mangueras, prótesis, utensilios de cocina, empaques de maquinaria, aislantes de calor, implantes estéticos y múltiples materiales quirúrgicos y prostéticos.

La copa menstrual forma parte de los utensilios elaborados con silicón en grado de elastómero, ya que como material ofrece la estructura y una forma maleable pero estable. Por ello, aunque al introducir la copa en la vagina lo hacemos con su abertura plegada, ya una vez adentro el anillo superior recupera su forma original. La impermeabilidad del material permite que la sangre menstrual se mantenga contenida al interior y su no adherencia hace que no absorba el flujo.

Entre sus características más importantes, vale la pena subrayar que el silicón no es compatible con el crecimiento microbiológico; por ello, inhibe la generación de microorganismos que pudieran adherirse a la copa. También es notable la ausencia de emisiones gaseosas, que se notan en sus calidades de inodora e insabora.

El silicón es un material que resulta de un proceso fácil y limpio, lo que permite garantizar su pureza incontaminada.

 

 

popup_prod
popup_prod