¿Qué son los ejercicios de Kegel?

16
Nov

¿Qué son los ejercicios de Kegel?

Cada vez escuchamos más hablar de los ejercicios de Kegel, pero ¿qué son y para qué sirven?

Fueron descritos en la década de 1940 por el médico ginecólogo Arnold Kegel, como un medio para prevenir y solucionar la incontinencia urinaria en mujeres tras el parto. Sin embargo, se fue descubriendo que los ejercicios de Kegel servían para mucho más: permiten un mayor control del suelo pélvico, lo que mejora el sostén de las vísceras y la función sexual.

¿Cómo se hacen los ejercicios de Kegel?

Los ejercicios de Kegel no necesitan un movimiento visible del cuerpo, y podemos hacerlos en cualquier sitio, ya que se trabaja la musculatura interna.

Para identificar el movimiento, uno de los mejores métodos consiste en sentarse en el sanitario y al orinar intentar retener el flujo de orina, contrayendo los músculos del piso pélvico. Con esta práctica, la persona puede llegar a conocer el grupo correcto de músculos que hace la contracción, para no contraer de los músculos del abdomen, caderas, nalgas, ni detener la respiración mientras se hace este ejercicio.

Importante: esta práctica solo debe usarse para localizar los músculos y no como ejercicio, ya que altera el reflejo normal de la orina y podría tener consecuencias negativas, como dejar residuo de orina en la vejiga.

Ahora hay que practicar. Apretar y soltar. A veces hay que hacer movimientos rápidos y cortos. A veces largos y tratar de mantener la tensión por varios segundos.

¿Cuáles son los beneficios?

Los ejercicios de Kegel pueden ser muy benéficos en ambos sexos, en el plano sexual. En los hombres, ayudan a luchar contra la eyaculación precoz. En las mujeres, la tonificación de la musculatura vaginal mejora la fricción durante la penetración y aumenta la sensibilidad de la zona. En ambos casos, mejora el camino para llegar al orgasmo.

popup_prod
popup_prod